Un día como hoy…

En relación con la obra que el CUAP realiza en el natatorio que posee en sus instalaciones, encontramos en la publicación La Galera, la inauguración de la pileta cubierta y climatizada, sucedida un 25 de mayo de 1988. 

La pileta del CUAP fue un centro de reunión de muchas generaciones de allenses. Allí iban niños, jóvenes y adultos a disfrutar y aplacar el calor del verano, aprender a nadar y entrenar para competir en los provinciales. Se ingresaba al Club luego de atravesar la calle interna de tierra y te topabas con "la casilla", en donde estaba la "casillera" que te recibía el carnet que habías tramitado previamente. Si la "casillera" (o el "casillero", pues también los hubo varones) aprobaba tu ingreso quería decir que ya habías ido al médico, exigencia obligada, si o si, para poder meter tus "piececitos" en la pileta.

En algún momento en la "casilla" también había un médico que te revisaba "in situ", una medida seguramente para evitar que la revisación médica sea falsa pues era "vox populi" que muchos iban al medico amigo que, como ya te conocía y sabía de tu "buen estado físico", te firmaba el carnet sin tocarte y tal vez, con apenas mirarte.

La pileta tenía su kioskito pero hubo un tiempo en que no lo había y solo estaba el Kiosko de Casas, ubicado en frente del Club. Allí iban todos, envueltos en toallas o con "salida de baño" a comprar galletitas, la "coca" y... las "tutucas", el hit alimenticio de los años 70'.

El complejo tenía una pileta "chiquita" donde debían bañarse los niños pero muchas veces el "bañer0"  (el que cuidaba que nadie se ahoge, que se ducharan antes de entrar a la pileta, etc.) sacaba a niños de la pileta "grande" y a muchos "grandotes" de la pileta chica...

Iris Alcázar, Mariela Morales, Laura Carril y Sandra Buscazzo en la pileta "chica" de picnic.

Un día nos enteramos que la pileta se techaba. Era raro, nunca visto para muchos, máxime que se le pondría encima una globa... pocos entendían que era esto y no faltaron aquellos a los que el cambio no les parecía bien. Pero lo importante era que se terminaba con la natación de "solo tres meses" pues ahora los habitantes de Allen podrían disfrutar la pileta todo el año y los chicos que competían en aquellos tiempos como Marisol García, Juan Manuel Spina, Maria Laura y Gabriela Parente, María Florencia Cavallaro, entre otros, podrían entrenar más tiempo y participar en otras competencias duarnte el año.

Ojeando la revista La Galera no encontramos cuanto se tardó ni cuando comenzó el proceso de "englobar" la pileta; nos cuenta si que fue durante la Presidencia de Carlos "Verdurita" Rodriguez con Armando Gentili como vice quien era, además, titular de la Subcomisión de Natación. Eran tiempos muy difíciles; en 1988 el país comenzaba una crisis económica (con el fin del Plan Austral y una inflación de hasta 200 %) que dejo una sociedad totalmente fragmentada.

Sin embargo, a pesar de la situación económica, la dirigencia del Club apostó e hizo la obra por lo "importante que será para los jóvenes deportistas contar con instalaciones de este tipo en la ciudad" (A. Gentili). Tuvieron el apoyo del gobierno de la provincia y ese 25 de mayo de 1988, día inaugural, frente a más de 500 personas, recibieron saludos del Presidente de la Nación, Raúl Alfonsín y de distintos organismos provinciales y nacionales.
¿Cómo quedará la pileta techada?
Habrá que esperar para ver los resultados pero mientras ingresá al facebook del Club Unión Alem Progresista y enteráte de las actividades que realizan.

La pileta, 2001. Foto: Facebook del Club.

También te puede interesar...

1 comentario

  1. Carlos Fernandez dice:

    ¡¡¡que lindos recuerdos !!! mis saludos a la familia Arcaute ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *